Saltar al contenido

Hidropesía

Síntomas de la Hidropesía

La hidropesía es una peligrosa enfermedad en la que los peces retienen líquidos en su cuerpo y órganos. Generalmente, éstos se hinchan, dando un aspecto alarmante y poco común. Esta enfermedad suele ser indicativo de que el sistema digestivo y renal no están funcionando correctamente.

Puede ser bacteriana o viral, así que lo primero que se recomienda hacer tras detectarla es aislar al pez afectado en un acuario de cuarentena para evitar propagaciones. Cuando la enfermedad venga dada por una bacteria, suele haber más éxito a la hora de curarse con el uso de medicamentos; cuando está causada por un virus o por genética (hay variedades de Goldfish con más probabilidades de contraerla que otras), su cura suele ser más difícil.

Entre los principales síntomas, destacamos:

  • Zona abdominal hinchada (volumen anormal detectable a simple vista. No se ha de confundir con el estreñimiento)
  • Ojos hinchados y saltones o hundidos. Lo que se conoce como Exoftalmia. (No confundir con el aspecto natural de variedades con los ojos saltones)
  • Úlceras y hemorragias. Problemas internos en el sistema digestivo del pez
  • Excrementos largos y blancos, suelen ser indicativos de problemas de salud
  • Ano enrojecido y que sobresale
  • Branquias con aspecto blanquecino (no confundir con la enfermedad del punto blanco).
  • Aletas caídas
  • Dificultades en el nado y la flotación del pez, nadando ladeado o boca abajo (no confundir con la inflamación de la vejiga natatoria)

Causas de la Hidropesía

Entre las principales causas de la aparición de esta enfermedad, vemos:

  • Una mala calidad de los parámetros del agua, entre los cuales desatacamos el pH, la dureza, la temperatura, etc. Un alto índice de agentes químicos como los nitritos, fosfatos y el amoníaco también serán causantes de la aparición de esta enfermedad
  • Una mala alimentación del Goldfish puede conllevar muchos problemas de salud intestinal. Se recomienda humedecer durante unos instantes el alimento seco antes de dárselo al pez; esta simple acción puede evitar muchos problemas digestivos, como obstrucciones (bastante comunes). Aquí reside la gran importancia de proporcionarle al Goldfish una dieta rica y variada para mantenerlo sano
  • Genéticamente hablando, hay especies más propensas a padecer esta enfermedad, como es el caso del Goldfish. Entre sus variedades, algunas tienen más posibilidades de contraerla que otras, como es el caso del Telescopio y el Cabeza de León
  • Heridas que se infectan y pueden conllevar a que se asienten bacterias como la Aeromona sp y la Mycobacterium

La Aeromona sp y la Mycobacterium son bacterias que pueden causar hidropesía en nuestros Goldfish. Suele ser más común la Aeromona sp, sobre todo en acuarios de agua dulce y peces de agua fría, y sabemos que suele afectar al pez mediante heridas, la ingesta de agua y alimentos contaminados.

hidropesia

Tratamiento para la Hidropesía

Lo primero que haremos tras detectar que nuestro Goldfish padece de hidropesía, será aislarlo en el acuario de cuarentena para empezar a tratarlo de forma individual. Esta enfermedad es especialmente complicada, por lo que la visita a un experto es altamente recomendable para evitar consecuencias mortales.

Como principales tratamientos básicos, vemos:

  • Mantener limpio y en óptimas condiciones el acuario de cuarentena. Recordemos que esta enfermedad puede deberse a unas malas condiciones de los parámetros del agua
  • Alimentarlo con guisantes hervidos sin piel y alimento vivo, debidamente troceado. Los guisantes son beneficiosos para el tránsito intestinal, mientras que el alimento vivo le aportará grasa y proteína que le mantendrán fuerte mientras dure el tratamiento
  • Aumentar unos grados la temperatura, sobre los 26-28ºC, puede ayudar a ralentizar el desarrollo de esta enfermedad
  • Utilizar sal no yodada para conseguir eliminar los líquidos retenidos en nuestro Carassius auratus. Una cucharada rasa de té cada 4 litros será suficiente
  • Uso de medicamentos como Metronidazol y Prednisona, recomendables para tratar esta enfermedad
  • El uso de Amoxicilina (antibiótico) puede ayudar a combatir enfermedades que padezcan los peces. En general, ayuda con las yagas y heridas en la piel, ojos blanquecinos, aletas caídas y ayuda en general contra la hidropesía

Es muy importante que sigamos las instrucciones que nos indiquen los medicamentos y que retiremos el carbón activo del filtro para evitar que anule el efecto de estos. Una vez finalizado el tratamiento del Goldfish, introduciremos el carbón activo y realizaremos cambios periódicos de agua (20-30%) cada 2 o 3 días para eliminar los restos de medicamentos que puedan alterar los parámetros del agua.

Dependiendo de lo avanzada que esté la enfermedad, el tratamiento se puede alargar de unos días a unas semanas. Deberemos observar atentamente el proceso de recuperación del pez y verificar que haya avances positivos.

Aviso antes de empezar el tratamiento

Importante: esta web es meramente informativa y aunque muestre los remedios y tratamientos aceptados y utilizados comúnmente, siempre recomendamos que acudas a un veterinario o a una tienda de animales especializada en peces, para que valoren la situación del Goldfish y obtengas una segunda opinión (puedes grabar un vídeo o realizar fotografías para mostrárselas).

En el proceso de curación del Goldfish influyen diversas variantes, como la fase en la que se encuentre la enfermedad o la genética del pez. Desgraciadamente, no todos logran superar la enfermedad.

¡Compártelo y ayuda a otra gente!